Hoy soy quien quiero.


Hoy después de mucho por fin sé quien soy y como soy.

Si me pides cambiar algo que sospecho me hará bien,

tomaré amablemente tu consejo, pensaré si me favorece tu

sugerencia, me invita a crecer y ser una mejor persona.

Pero si me pides cambiar algo para convertirme en alguien

más, alguien que no soy, si me pides cambiar algo que crees te

funcionará a ti o deseas que cambie algo que he trabajado

demasiado, que hasta hace poco titubeaba y que me ha

costado con creces creerme... lo siento pero no lo haré.

Hoy estoy convencida de quien soy, de lo que me gusta, lo

que disfruto, lo que me apasiona y me llena de vida.

Hoy no cumpliré tu expectativa ni tu ideal, porque hoy me

abrazo, me conozco, me respeto y por eso dejo atrás el

saboreamiento interno porque después de algunos

cuantos tropiezos, hoy soy quien quiero.


Todos los derechos reservados www.gabrielaherrera.mx